El mejor dia de los enamorados


San Valentín nos trajo el mejor regalo: el nacimiento de nuestro hijo Nicolás :D Os cuento ahora que duerme, que ya no sé cuándo volveré a tener otro ratito para el blog!

El miércoles me desperté temprano (tenía monitores por cuarta vez en dos semanas) y otra vez me salieron unos picos enormes de contracciones, y de nuevo me dijeron que en cualquier momento, etc… lo mismo que las otras veces. Después fui todo panzuda y a paso de pingüino a entregar un trabajo, de paseo con mi madre y comida con la familia que era el cumple de mi padre. Por la tarde fuimos a recoger una mecedora que se me había encaprichado casi igual que la que mi padre le había regalado a mi madre cuando yo nací. Por la noche cené poco porque me había puesto las botas en la comida y a eso de las doce y pico cortamos la peli que estábamos viendo y nos fuímos a la cama super cansados (a día de hoy todavía no la hemos terminado).

Estaba durmiendo profundamente sobre la una cuando sentí como un jarrón de agua cayéndome de golpe ¡había roto aguas durmiendo! Después del susto nos pusimos en marcha: ducha, maleta, control de contracciones… Y a las dos nos fuímos para el Materno a ritmo de Johnny Cash que siempre me hace sentir como una tía dura ;-) Allí todo dentro de lo esperado, fuímos pasando por todas las fases del parto (que tantas veces había imaginado y temido en los últimos meses) y a las 10:45 de la mañana tuve al pequeño en mi pecho… No hay palabras para describir la lluvia de emociones que se sienten en esos momentos!

Han pasado sólo diez días y parecen meses, aunque todavía nos estamos adaptando a nuestra nueva vida y poco a poco conseguimos ir poniendo algo de orden en este lío de pañales, lactancia, noches sin dormir…

Ahora me doy cuenta de que era verdad eso de que cuando le miras la carita todo cobra sentido y te das cuenta de que merece la pena

Siento no haber podido responder más al teléfono, mails, movil… pero no damos a basto. Desde aquí, muchas gracias a todos por vuestras felicitaciones!


Mar de Color Cerrado por Maternidad

Pues eso, que he tenido que ser realista con el tiempo y las fuerzas y tomarme un tiempo de “vacaciones” de Mar de Color. Me encuentro bastante cansada físicamente y con la cabeza en miles de cosas y añadirle las horas de costura, gestiones y paseitos a Correos ya me estaba agobiando. Además el lunes en los monitores me dijeron que la cosa se podía adelantar  a la fecha prevista (todavía me quedan 4 semanas y ya tengo muchas contracciones) y la frase de la matrona ayer todavía resuena en mi cabeza: “en una de estas rompes la bolsa” Para qué contar más, aquí estoy repasando todo lo que me queda por hacer y vaya jaleo. Ya tengo gestionados los papeles de la baja maternal de autónomos, tenemos preparada la maleta para el hospital, la semana pasada encargamos el súper carrito regalo del abuelo paterno (nos dijeron que podía tardar unos 20 días!) y tengo a mi pobre madre terminando a marchas forzadas las vestiduras del moisés… y tantas dudas, miedos y emociones que me gustaría tener bajo control, pero vaya, creo que eso va a ser más difícil!


Colcha de Patchwork para cuna


Mil gracias por todos vuestros comentarios ¡me han encantado, me he puesto muy feliz leyéndolos! ah, y sí que me cuido, lo que pasa es que son demasiadas “pequeñas cosas” y cada día sale algo nuevo (de hecho ayer me enteré que no podía comer sobrasada… a buenas horas!!!) lo sumo a la larga lista de alimentos apetitosos que no debería probar como el jamón serrano, lomo, chorizo, salchichón, carpaccio, pescado crudo, pez espada, paté, queso brie, feta, de cabra, roquefort, camembert, sin contar con el vino, la cerveza, los gintonics…. ¡¡¡y me quedan seis meses!!! ¿se nota que tengo hambre?
Ahora ya os puedo enseñar una de las labores que me tienen ocupadita en las tardes veraniegas, una colchita de patchwork para cuna. Va en tonos azules, rojos y algún amarillo crema, como la tela de las vaqueras que ya usé para hacer un bolso hace tiempo y que aquí he puesto en los recuadros centrales de los bloques.

Como no tengo una de esas ruedas cortadoras tan chulas, me he hecho unos moldes con plástico duro transparente para ir cortando las piezas de tela.
colchi_0

Este es el primer bloque, todavía no sé la medida final así que hasta que no mida una cuna no sé si serán 6,8 ó 9.
colchi_1

Es uno de los patrones más conocidos, los americanos le llaman “estrella de Ohio” ¡cómo cambia una vez que se pasa por la plancha!

Hoy he hecho un pedido de telas a una tienda que todavía no había probado, www.equilter.com , el diseño de la web es farragosillo pero tienen MILES de telas de todo tipo y de todos los temas que se te puedan ocurrir. Me ha parecido muy buen precio, ya os contaré qué tal me llega el paquete… También quería dejaros un link que he encontrado con un montón de patrones de patchwork para descargar gratis, es la web How tio Quilt.