Corazones para regalar en san valentin


San Valentín está a la vuelta de la esquina y tú todavía sin ideas para regalar, saliendo a duras penas de la cuesta de enero, y si tienes niños y ya no sabes qué inventarte para pasar las largas tardes de invierno… ¡a hacer manualidades! fáciles, resultonas y “llenas de amor” como estos adornos de corazones de arcilla blanca.

corazon de san valentin
Vas a necesitar: un bloque de arcilla blanca, cortapasta en forma de corazón, unas cintas para colgarlos (valen lazos, cuerda, rafia…) pinturas, y lo que se os ocurra para hacer dibujitos sobre la arcilla, como pajitas, palillos de dientes, el capuchón de un boli…

materiales

Primero humedecemos y ablandamos la arcilla, yo uso un spray con agua para no ensuciar demasiado, que también viene bien cuando veo que la plastilina play-doh se está poniendo seca. Con un rodillo hacemos una plancha con un grosor lo más regular que podamos de unos 0,5 cm. (si no tienes rodillo puede resultar útil un vaso de tubo, aunque eso no se lo puedes dar a los niños)

rodillo

Cortamos varios corazones con el molde (nosotros hicimos también otras formas, setas, casitas…) apretando bien fuerte y hasta el fondo para que no queden babas en los bordes. Tengo este cortapasta de un juego de repostería infantil, pero creo que será fácil encontrarlos en cualquier tienda de manualidades o de útiles de cocina.

molde de corazon

Hacemos los dibujos sobre las formas, aquí podéis utilizar cualquier cosa que se os ocurra, un cartón para hacer rayas, un capuchón hará círculos, un punzón agujeritos… (mi hijo se “emocionó” pinchando y se cargó algunas figuritas) No os olvidéis del agujero superior para que se puedan colgar una vez terminados.

adornitos

Dejamos secar al menos un día, aunque reconozco que cuesta esperar “hasta se ponga blanco”. Simplemente así están muy chulos, a lo estilo nórdico quedan bonitos colgando de cualquier pared o sobre madera.

secado

Pasamos a la pintura, en esta fase me quedé sola así que los pinté como me pareció. Podéis darle un acabado más fino aplicando una capa de barniz transparente, o personalizarlos escribiendo una dedicatoria por la parte de atrás con rotulador fino indeleble.

pintura

Para terminar pasamos un cordel “al gusto” por el agujero y dejamos un nudito para poder colgarlos ¡ahora sólo queda buscarles dueño!

corazones


Tutorial Disfraz de Nube


Lo prometido es deuda… Así hice el disfraz de nube de mi hijo
La idea parece sencilla pero hasta que lo ves claro tiene miga ¡muchas gracias a todos los que me habéis ayudado con vuestros comentarios!

Lo primero, realizar el diseño pensando en el cuerpecito del niño (las proporciones no son como las de los adultos, tienen la cabeza más grande y las extremidades más cortas) en su comodidad (que sea fácil de quitar y poner, que no se estropee si se sienta, que tenga suficiente espacio para cabeza, brazos y piernas) y en su seguridad (que no tenga piezas peligrosas como botones, cordones largos, partes afiladas…)

Se unen dos partes de tela de espuma cosiéndolas por los lados y se le ponen dos tirantespor arriba, a modo de “hombre anuncio”. La tela está chula y es muy práctica para estas cosas, ya que una de las caras es de espuma fina y la otra de tela blanca (me dijeron en la tienda el nombre pero se me ha olvidado, existe en otros colores y no es cara)

Una vez ideado hacemos el patrón a tamaño real, yo utilicé dos partes de un periódico pegadas con fixo y se pinta y recorta doblada por la mitad para que sea simétrico. Probamos “encima del niño” para ver si hay que ajustar algunas partes (mejor hacerlo sobre el patrón que luego sobre el propio disfraz).
Pasamos el patrón a la tela, y cortamos dos piezas (delantera y trasera)

Cosemos al revés los dos extremos de los lados, para que quede bien al darle la vuelta.

Yo le hice un pequeño dobladillo a todos lo demás orillos para que quedara más curioso.

Se cosen por arriba las dos tirantas blancas, las mías las hice con el sobrante de meterle el dobladillo a un pantalón, pero uno de los niños de la guarde que llevaba un disfraz parecido, los llevaba unidos por lazos blancos y quedaban muy bien, así se adaptan mejor al tamaño y las dos moñitas quedan graciosas.

Y el último toque: la carita. Hice las piezas recortadas en fieltro, al principio las pegué pero Nico no paraba de tocarlas en la prueba tratando de arrancarlas, por eso al final las cosí. Las ondas y los coloretes están pintados con barritas de pastel.

Aquí podési ver bien el resultado

Y tachán, la nube en todo su esplendor!

Estoy segura de que este post ayudará a unos cuantos padres medio locos por el disfraz de sus hijos (y que no quieren dejarse un pastón en una tienda) y dará ideas a los que estén pensando ya en los carnavales!

ACTUALIZO (junio 2010) Como este es de mis post más visitados por mamis desesperadas buscando ideas para los disfraces de sus peques os dejo un enlace a mi flickr donde podéis ver las fotos que les hice a los niños de la guardería en la función de fin de curso con disfraces fáciles de hacer de sol, flor, mariposa, gato, rana, biznaga… Y otro a un tutorial para hacer un chaleco que cosí a mi hijo para el Día de Andalucía. Espero que os sean útiles!